Para atender a Mercedes-Benz, Suspensys invierte R$ 150 millones en una nueva fábrica

Compartí este artículo!

La construcción en Mogi-Guaçu para la producción de engranajes delanteros deberá finalizar a principios de 2025, de acuerdo a un informe de Auto Industria.

Recibí las noticias en tu celular: Canal de WhatsApp Motorpy

Suspensys, empresa de Randoncorp, está invirtiendo 150 millones de reales en la construcción de una fábrica en Mogi-Guaçu, en el interior de São Paulo, para abastecer las líneas de camiones y autobuses Mercedes-Benz en Brasil.

La empresa firmó un acuerdo de 10 años con el fabricante de automóviles para gestionar el 100% de las ruedas delanteras de los vehículos producidos aquí. Las operaciones del nuevo complejo industrial deberían comenzar en el primer trimestre del próximo año.

Publicidad
Diesa

Según un comunicado difundido este 20 de marzo por Suspensys, la operación fue aprobada íntegramente por el Cade, el Consejo Administrativo de Defensa Económica.

El COO de la vertical Autopartes de Randoncorp, Ricardo Escoboza, informa que la fábrica se construirá con base en los principios de Manufactura 4.0 y generará 200 empleos directos a partir de 2025.

“La expectativa es que el negocio genere ingresos adicionales de aproximadamente R$ 7 mil millones durante la vigencia del contrato, convirtiendo a Suspensys en el segundo mayor fabricante de este tipo de productos en el país”, revela el ejecutivo.

Escoboza destaca que este nuevo negocio fortalece la estrategia de largo plazo de la compañía, basada en una gama de productos inédita en su portafolio. “Ampliaremos nuestra presencia en el mercado OEM, fortaleciendo la asociación con un gran fabricante mundial de automóviles que opera en Brasil”, concluyó el COO.