El panel de instrumentos táctil cambiará al automóvil, simplificando la hechura de los vehículos

Panel Intrumentos 1
Compartí este artículo!

Panel Intrumentos 1

Recibí las noticias en tu celular: Canal de WhatsApp Motorpy

Uno de los elementos que, más allá del tren de mando, resulta más complejo en los automóviles modernos es el tablero de instrumentos y recientes reportes especializados reseñan que su desaparición es inminente, al menos en la forma que actualmente lo conocemos, para ser reemplazado por una nueva visión técnica.

La actual configuración del tablero de instrumentos incluye el panel de mandos y ha brindado espacio a elementos de seguridad como las bolsas de aire, y de confort, como los ductos del aire acondicionado-climatizador. Además, ha albergado la guantera y elementos de entretenimiento como el equipo de sonido.

Al combinar todos sus elementos, el tablero de instrumentos ha pasado a ser una pieza que se compone de muchas pequeñas partes, muchas de ellas funcionales. Instalarlo en el automóvil supone una compleja y precisa operación industrial, precedida por un igualmente complejo y laborioso proceso de pre-ensamble. Además, es una pieza de complicado servicio durante la vida útil del automóvil.

Reportes especializados señalan que en el futuro cercano las ampollas (clusters, en la jerga técnica) que recogen en una pieza los instrumentos que controlan el funcionamiento del tren de mando del auto (temperatura, amperímetro, velocímetro, odómetro, presión de aceite) recurrirán a la misma tecnología de cristal líquido (LCD) que hoy emplean los teléfonos celulares inteligentes y se activarán por impulsos eléctricos que eliminarán los cables, guayas y ramales eléctricos que hoy día transmiten desde el motor al cuadro de mandos las señales de funcionamiento.

Publicidad
Chevrolet

Panel Intrumentos 2

El reemplazo de los actuales elementos del tablero de mando por pantallas LCD y circuitos integrados que funcionen con impulsos eléctricos supondrá un importante ahorro en espacio y peso dentro de los autos del futuro, pero además supondrán un importante ahorro de costos en términos de horas-hombres y tiempos de producción, así como de hechura.

La tecnología de cristal líquido y pantallas táctiles (touchscreen) también permitirán comandar las funciones del automóvil del mismo modo en que hoy se manejan dispositivos móviles y en caso de avería, o de desgaste, su reemplazó sería mucho más sencillo que, por ejemplo, reemplazar el medidor del nivel de combustible de un carro actual.

Otra ventaja de la nueva tecnología es que el conductor, a voluntad, podrá elegir la configuración que desee. Una posibilidad que ya está siendo puesta en práctica por modelos de serie de reciente o inminente aparición como el Ford Mustang 2018, que ofrece ya la posibilidad de elegir entre cuatro diferentes configuraciones visuales, compatibles con cuatro menús de programación de rendimiento del motor y las suspensiones activas.

En la actualidad ya son varios los productos que recurren a la tecnología del cristal líquido para definir los tableros de instrumentos de sus autos, pero básicamente ello se circunscribe a aspectos de tipo estético. Los avances en materia de tecnología de cristal líquido, pantallas táctiles y las posibilidades de ofrecer información visual con ellos, prometen revolucionar la industria en forma de autos que podrán informar a su conductor el nivel de carga de sus baterías o tanque de combustible sin necesidad de guayas, o flotantes, o medidores de complejo diseño, gracias a los avances en tecnología inalámbrica.

Los especialistas precisan que el costo de desarrollo de pantallas de información que tengan función táctil es elevado, pero no mucho más que el sistema tradicional de relojes que hoy conforma el tablero de instrumentos y puede ser amortizable con mucha más rapidez porque se conectarían al auto a través de puertos USB o similares, se ensamblarían con facilidad y se reemplazarían con igual facilidad. “Será como tener en su auto una enorme tableta con varias aplicaciones, en vez de un voluminoso tablero de instrumentos y en vez de pulsar botones, girar mandos, o activar switches, bastará tocar la pantalla con la punta de los dedos. Y si se aburre de la apariencia del papel tapiz de la pantalla, simplemente configura otra y listo. Podrían haber diversas aplicaciones para configurar el tamaño de las letras e incluso para crear un sistema head-up display que proyecte las señales al parabrisas del carro a fin de colocarlas en la línea visual del conductor” dijo un especialista norteamericano. Texto: Flash del Motor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *