Decisiones de Liberty Media siguen ganando detractores

Decisiones LM 1
Compartí este artículo!

Decisiones LM 1

Recibí las noticias en tu celular: Canal de WhatsApp Motorpy

A un año aproximadamente de haber tomado el control comercial del Campeonato del Mundo de Fórmula 1, la empresa estadounidense Liberty Media Group pareciera no estar manteniendo el consenso general con el cual fue recibida en el momento de relevar de funciones al anterior regente de la categoría, Bernie Ecclestone, según comentan diversos medios especializados.

 Los norteamericanos han generado notables polémicas con sus decisiones, confiando en que al ser introducidas acabarán siendo aceptadas por el público y los factores comerciales en torno a la categoría, aunque las adversen.

Un ejemplo reciente fue la prohibición del uso de promotoras de género femenino en los eventos Grand Prix del Campeonato, anticipada hace varias semanas y confirmada a mediados de la semana pasada en medio de un espeso corredor de críticas negativas de miembros del ambiente, equipos, patrocinadores y público en general.

Una decisión similar, al cambiar el logo-símbolo que identificaba a la Fórmula 1 desde 1995, también fue recibida con escepticismo a causa de la aparente falta de carácter del nuevo logo-símbolo, que ya comenzó a aparecer en los afiches oficiales de las carreras de Gran Premio de la temporada 2018.

Las anticipaciones hechas por Liberty Media sobre lo que será el nuevo Reglamento de unidades de potencia y tren de mando a partir del 2021 han generado discordia y son severamente cuestionadas por los actuales proveedores de motores de la categoría (Mercedes-Benz Motorsport, Ferrari, Renault Sport Racing y Honda Motorsport), al mismo tiempo que no han generado un interés real por parte de nuevos proveedores de motores más allá de la empresa británica Aston Martin Ltda, que más allá de expresar públicamente su entusiasmo no ha hecho hasta ahora ninguna movida concreta que permita pensar que se unirá como proveedor mientras otras empresas como Cosworth o Ilmor Engineering ya han admitido que no podrán ser proveedores de motores al corto plazo.

Decisiones LM 2

La insinuación de Liberty Media de la posibilidad de que los equipos históricos de la Fórmula 1 (Ferrari, McLaren, Williams, Mercedes AMG y Red Bull) pierdan los privilegios económicos que les otorga esa distinción ha llevado a Ferrari a señalar claramente que está dispuesta a dejar la categoría si considera que ésta no sigue desarrollándose en función de intereses deportivos, de desarrollo de tecnología y del crecimiento del espectáculo, insinuando que no están de acuerdo en que estas variables se supediten a los valores de comercialización y mercadeo.

Los equipos participantes han dejado claro que están de acuerdo en valorar opciones de reducción de costos, pero también han hecho saber que ello no debe realizarse con la única intención de aumentar las ganancias de la franquicia. Algunos equipos han expresado con preocupación que Liberty Media ha sugerido en numerosas ocasiones la necesidad de reducir costos para aumentar las ganancias y que también los americanos han mostrado preocupación por aumentar los ingresos de la franquicia.

En paralelo los equipos reclaman que hasta el momento no se ha hablado de planes para lograr que ellos (los equipos) también generen ganancias para sí mismos con su presencia en el deporte, más allá de sacar provecho al valor de su marca y concentrando su posibilidad de recibir dinero en el reparto anual por concepto de derechos televisivos. Un monto que Liberty Media intenta reducir en términos porcentuales luego de anunciar que al generar menos dinero este año (2017), el monto a repartir entre los equipos por este concepto será cuantitativamente menor en 2018 incluso aunque los actuales porcentajes se mantengan.

Los equipos y pilotos participantes también han visto con preocupación cómo los norteamericanos, luego de cuestionar a Ecclestone por su afán de alargar indiscriminadamente el calendario de carreras, han mantenido la misma tónica del empresario británico, esperándose que al corto plazo la temporada tenga al menos 25 carreras y ya enfrentando desde 2018 a los diez equipos participantes al reto logístico de disputar cinco competencias (en el verano europeo) en siete semanas.

A las polémicas en torno al tema de las promotoras en las carreras, se une el enfoque que los americanos quieren dar a las transmisiones, insistiendo en la opción de televisión por cable (menos audiencia) cediendo su señal a unas pocas franquiciarias para que éstas a su vez la revendan por suscripción, a pesar de que los patrocinadores insisten en la necesidad de manejarse con señales abiertas, que alcancen a la mayor cantidad de televidentes posibles a fin de hacer más efectivo el mercadeo por posicionamiento de logo-marca. En base a esto, los americanos han manifestado su voluntad de llegar a un equilibro entre ambas posturas, pero en la práctica siguen auspiciando la modalidad de señal por suscripción y discriminando la modalidad abierta, que cada vez se limita más al internet.

El formato mismo de las transmisiones también ha generado malestar, pues en vez de enfocarse en hacer esfuerzos en pro de igualar el nivel de competitividad de los equipos a fin de crear más espectáculo deportivo, los norteamericanos pretenden más bien añadir recursos a su señal televisiva para entretener a los televidentes cuando las carreras sean aburridas, agregando resúmenes de un cuarto, media carrera y tres cuartos de carrera, una canción de moda a mitad de carrera, diversas estadísticas y otros insertos, todos enmarcados por un cuadro patrocinado por algún auspiciante.

Varios expertos han manifestado que Liberty Media se está enfocando en vender mejor el paquete que ya tiene, en vez de buscar mejorarlo como ha prometido.

Un aspecto negativo por el cual se cuestiona a Liberty Media sin que sea su responsabilidad es la configuración actual de los carros, con el protector de cockpit en forma de halo que aparecerá obligatoriamente en esta temporada, los motores turbo híbridos de alta eficiencia y bajo ruido, la aerodinámica extrema y el mayor peso. En realidad todos estos elementos técnicos habían venido siendo manejados por la anterior regencia comercial a solicitud de las marcas automovilísticas, quienes demandaban más opciones para desarrollar tecnología aplicable a la producción de autos en serie.

Publicidad
Diesa

Otro aspecto positivo de la gestión de Liberty Media es la mayor flexibilidad que ha otorgado la franquicia a los organizadores de eventos, reduciendo el fee que estos deben pagar para mantenerse dentro del calendario, o para regresar a él. Algo que ha tenido mucho que ver en el regreso al calendario de plazas como Italia o Alemania, cuyos responsables afirmaron que habría sido más complicado lograrlo bajo la gestión de Ecclestone. Sin embargo, al mismo tiempo, la franquicia lamenta la salida de Malasia del calendario antes que prescribiese su contrato y ha tenido que esforzarse para impedir que Singapur tome una decisión similar.

Otro avance – y no de poca cuantía – es el incremento en el nivel de penetración de la marca Fórmula 1 en el ámbito digital, apoyándose de manera más abierta en las redes sociales y ofreciendo a los espectadores más visión sobre entretelones de los eventos Grand Prix que antes la gestión de Ecclestone cuidaba con celo, que pareciera será al corto plazo la única opción que podrá tener el televidente que no desee contratar ningún paquete de suscripción. Sin embargo algunos críticos han señalado que permitir la liberalización del comportamiento de los pilotos y los personajes públicos del ambiente ha hecho que en numerosas ocasiones estos asuman comportamientos antiéticos e irrespetuosos.

Sigue encendida polémica sobre las “grid girls” en F-1

LA DECISIÓN DE LIBERTY MEDIA RECIBE MÁS FUERTES OPINIONES EN CONTRA

Decisiones LM 3

La decisión de la empresa norteamericana Liberty Media – actual regente comercial del Campeonato del Mundo de Fórmula 1 – de abandonar el uso de edecanes de género femenino (“grid girls”) en los actos protocolares de las carreras sigue encontrando pareceres enfrentados y generando cada vez más polémica.

El Presidente del equipo Mercedes AMG, el austríaco Niki Lauda, afirmó en declaraciones a prensa europea que tal decisión lesiona el derecho al trabajo de las promotoras. La descalificó con varios pintorescos adjetivos y sugirió que podría crearse una cruzada que enfrente la medida hasta retractarla.

Sebastián Vettel, tetracampeón mundial de Fórmula 1, manifestó que en su opinión fue una decisión ridícula y reiteró su desacuerdo.

Diversas representantes de grupos de defensa del género femenino acusaron directamente a los directivos de Liberty Media y han generado varias cartas abiertas que han circulado en las redes sociales, donde consideran que la medida es un acto de discriminación contra las mujeres. Una de ellas, suscrita por una azafata española, resultó viral en las redes.

Varias representantes del gremio de promotoras para carreras de Grand Prix afirmaron estar descontentas:

“En realidad han tomado una decisión sin consultarnos a nosotras, como las interesadas directas. En realidad si de hablar de pudor, recato y respeto al género se trata, debemos decir que las promotoras recibimos muchísimos más abusos y humillaciones cuando debemos trabajar en congresos, en ferias, en eventos comerciales, en salones, en eventos culturales y en ambientes que pretenden ser serios pero están muy lejos del estándar profesional de la Fórmula 1”.

En medio de las críticas cada vez más amplias hacia la decisión de Liberty Media, los responsables de la empresa estadounidense recibieron las felicitaciones públicas del Campeonato del Mundo de Fórmula E, cuyos voceros manifestaron que “celebramos una decisión que debió haberse tomado desde hace tiempo y que nosotros ya hemos tomado, aunque no quisimos darle tanta relevancia. Lo que han hecho (en la Fórmula 1) debe ser un ejemplo a seguir en otras categorías del deporte a motor y por otras disciplinas deportivas”.

Voceros de varias empresas trasnacionales que comercian con bienes y servicios lamentaron la decisión, del mismo modo en que lo hicieron diversos representantes de concursos de belleza internacionales, quienes insisten en que la promoción de imagen, independientemente del género “es un trabajo profesional como cualquier otro y llegar a ejercerlo en una tribuna como el Campeonato del Mundo de Fórmula 1 exige muchos esfuerzos de superación personal y profesional”.

Decisiones LM 4

Curiosamente, uno de los pocos personajes influyentes del mundo de la F-1 que se mostró abiertamente de acuerdo con la decisión de Liberty Media, fue una mujer. La Presidente de Williams Racing, Claire Williams, aplaudió la medida y la definió como un elemento de seriedad que debe ser norma en el deporte.

Varios especialistas opinaron que el uso de promotoras en el deporte no debe ser prohibido, pero sí debe replantearse, sugiriendo modificar el vestuario y prescindir de ciertas exageraciones como la banda de promotoras alineadas en hileras que aplauden al ganador de cada carrera mientras éste sube del box al podio, que algunas feministas han descrito como una manifestación netamente machista.

A través de foros y chat de aficionados en redes sociales como Facebook, Twitter, Instagram y otras, el rechazo a la medida suele ser generalizado, al considerar que las promotoras son parte del deporte y del espectáculo de las carreras.

El Campeonato del Mundo de Fórmula E, al igual que el de Fórmula 1, es manejado comercialmente por Liberty Media, que aspira tomar control comercial de otras categorías del deporte a motor que se desarrollan bajo el Reglamento de la Federación Internacional del Automóvil (FIA, por sus siglas en francés), cuyos voceros también se mostraron de acuerdo con la decisión y sugirieron que ésta puede extenderse al resto de las categorías del deporte a motor que controlan. (Flash del Motor).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *