Una de las gratas novedades del regreso de la actividad automovilística en tiempos de la pandemia del Covid-19 en Paraguay con el desarrollo de la segunda fecha del Campeonato Nacional de Súper Prime en el autódromo Rubén Dumot (ex Aratirí) el pasado fin de semana, fue el absoluto debut de las unidades Proto, una categoría totalmente nacional que echó a andar en su desarrollo.

Dentro de todos los protocolos exigidos por las autoridades sanitarias y deportivas la actividad se desarrolló con absoluta normalidad y abre un correcto camino para volver a reactivar todas las modalidades motores en estos nuevos tiempos de los cuidados a ser respetadas en el nuevo modo de vivir.

Con Fabrizio Chiriani y Mauricio González a los mandos de unidades Kia Rio y Ford Fiesta, aparecieron las primeras unidades y con un muy buen andar aunque sigue en estudio algunos pedidos de habilitar nuevos elementos que lo lleven a un mejor nivel de rendimiento en su desarrollo.

BUENA TAREA EN SU PRIMERA CARRERA

pro2

Ambos pilotos, llevando de navegantes a Gustavo Villalba y Amado Ortiz, realizaron una buena tarea en el punto de rendimiento esperado por estos autos, totalmente armados en el país.

Los mismos utilizan todos los elementos mecánicos de las Mitsubishi Evo X, montados en los cascos del Kia Rio y el Ford Fiesta, ambos de 4 puertas que no gozan de la homologación por parte de la Federación Internacional de Automovilismo (FIA) de la ADN, el Touring y Automóvil Club Paraguayo (TACPy) o de la autoridad regional del deporte motor, Codasur.

Tanto Chiriani como González exhibieron muy buenos puntos de rendimiento de sus autos, aunque una prueba de Súper Prime quede corto para medir el nivel mas efectivo del posicionamiento de estos autos denominados Proto.pro3

Por lo que se pudo observar en pista, los mismos están lejos de alcanzar el nivel de los R5 e incluso tener el mismo rendimiento de los Mitsubishi Evo X, debido a su menor peso que le hacen más difícil su tenida en pista, un punto en la que aún se debe trabajar mucho por parte de sus pilotos.

Además, queda pendiente la resolución de la ADN de liberar la utilización de la brida en los turbos, que actualmente está en 32mm y se busca establecer la de 33mm, de manera a tener un mejor nivel de vida de los motores de los Evo X.

Lo importante de todo es que se dio el primer paso oficial y con ello se busca seguir dando vida a los autos de producción cuyos cascos ya no es posible acceder de manera fácil ante la suspensión de su fabricación.
Además, según las medidas ya tomadas por las autoridades estos autos correrán en la Clase de los R5 mientras se aguarda que hayan 6 unidades en la línea de largada para su habilitación como una nueva Clase.

UNA NUEVA CLASE PARA EL PARQUE

pro4

Por lo tanto, los pilotos paraguayos propietarios de este tipo de unidades, que se encuadraban en la categoría RC2N han discutido con las autoridades del Touring y Automóvil Club Paraguayo (TACPy), la Autoridad Deportiva Nacional (ADN) en la materia deportiva motor la elaboración de esta Clase Proto, que utilizan cascos de algunos modelos, por ahora como la del Kia Rio o el Ford Fiesta 4 puertas.

La unidad que hizo rodar el piloto Chiriani se trata de un auto con el casco del Kia Rio modelo 2020, que recibió todos los elementos mecánicos de su Mitsubishi Evo X con la que ha competido en los últimos años.

La preparación del auto estuvo a cargo del RTA (Robert Técnica Automotriz), de la familia de Roberto Rodríguez de la ciudad de Caaguazú, una población ubicada a un poco más de 100 kilómetros al este de Asunción y que igualmente ha sido el encargado de montar el primer camión de carreras del país, a iniciativa del conocido “Amigo Camionero”, Fernando Berdichevsky.

LOS OTROS INTEGRANTES DEL NUEVO PROYECTO

pro5

A esta unidad del Kia Rio se unió en esta primera actividad oficial el Ford Fiesta de Mauricio Gonzalez, que fue montada en el taller de los González, hijos del consagrado piloto nacional, Aureliano Kike González.

De la misma forma que el auto de Chiriani, a esta unidad de Mauricio se unirá muy pronto la de su hermano Sebastián González.

Por su parte, Carlos Cortázar quien es otro de los pilotos, que igualmente está en el grupo de impulsores de los Protos aguarda ya con mucha ansiedad su unidad Kia Rio totalmente montada de forma similar a la de Chiriani en los talleres de los Rodríguez en la ciudad de Caaguazú.

pro6

Estos cuatro pilotos son los principales impulsores de este proyecto de montar todos los elementos de los Mitsubishi Evo X sobre cascos del Kia Rio y los Ford Fiesta.

El primer paso está dado y esperemos que el plan siga su curso y las autoridades nacionales dispongan a otorgar los nuevos pedidos de su impulsores que no harán peligrar su desarrollo a los R5 y se encuadra dentro de los que ya se dio en un pasado no muy lejano cuando los Maxi Rally argentino corrieron aquí e incluso ganó el Rally del Chaco.

Este un proyecto nacional que debe cobrar vida de manera a dar más vuelo a la mano de obra nacional que ya ha demostrado su gran calidad desde la práctica del automovilismo deportivo en el país, cuando incluso nació el Rally del Chaco y corrieron autos de calle muy bien desarrollados por profesionales mecánicos paraguayos. (Fotos: Gentileza de los fotógrafos oficialmente habilitados para este evento).


Redes Sociales

PUBLICIDAD PUNTO WEB STUDIO

Catalogo Web Feed