Este capítulo de la ‘Guía Peugeot del coche electrificado’ aborda los aspectos clave de la conducción y el uso de un automóvil híbrido enchufable.

Los híbridos enchufables combinan en un solo coche lo mejor de tres mundos: el de los automóviles tradicionales de combustión, los híbridos y los eléctricos.

La tecnología híbrida enchufable es una de las opciones de electrificación que ofrece la gama Peugeot. Este capítulo de la ‘Guía Peugeot del coche electrificado’ se centra en la conducción de este tipo de automóviles: ¿es tan diferente a la de un modelo convencional con motor de combustión, un híbrido o un eléctrico?

Para muchos, los híbridos enchufables suponen el sistema de propulsión electrificado más práctico y satisfactorio de la actualidad. Y es que estos modelos combinan en un solo coche lo mejor de tres mundos: el de los automóviles tradicionales de combustión, los híbridos y los eléctricos. Y, además, eliminan muchos de los inconvenientes que plantean cada una de esas tecnologías. Frente a los eléctricos, ofrecen una superior autonomía y un menor tiempo de recarga; respecto a los híbridos, pueden recorrer muchos más kilómetros en modo eléctrico; y frente a los modelos de combustión, ofrecen unos consumos mucho más bajos y la experiencia de uso de un eléctrico.

1. PERMITEN VIVIR LA EXPERIENCIA DE CONDUCCIÓN DE UN ELÉCTRICO

HIBRI2

Un híbrido enchufable nos traslada a otra dimensión en la conducción cuando circulamos en modo eléctrico. Desplazarse en calma, sin ruidos ni vibraciones, y con una sensación de empuje fluida; es algo que encanta a la mayoría de los conductores que lo prueban. Y no se trata de una experiencia fugaz, como sucede con los híbridos: los Peugeot 3008 HYBRID, 508 HYBRID y 508 SW HYBRID ofrecen hasta 59 kilómetros de autonomía 100% eléctrica (WLTP). Y si se dispone de un punto de carga en casa y otro en el trabajo, se pueden hacer cerca de 120 kilómetros diarios en modo eléctrico.

2. MÁS RECARGAS, PERO MENOS NECESARIAS

Los eléctricos más modernos tienen una autonomía que supera con creces las necesidades de la inmensa mayoría de los usuarios (el Peugeot e-208 ofrece 340 kilómetros de autonomía y el e-2008 alcanza los 310 kilómetros, ambos WLTP). Pero exigen ser recargados en algún momento: una vez a la semana o cada cierto número de días, dependiendo del uso que se les dé.

Un híbrido enchufable necesita ser recargado a diario, o cada dos o tres días, para aprovechar todas sus ventajas y la experiencia de la conducción electrificada. Pero si, por algún motivo no lo haces, sigue funcionando con su motor de combustión y además puede seguir circulando en modo eléctrico con la energía que autorrecarga con sus sistemas de recuperación.

Al tener una batería de menos capacidad y almacenar menos energía que un eléctrico, sus recargas son más cortas. Con una toma doméstica convencional, es posible llenar la batería de un automóvil de la gama Hybrid en menos de 7 horas, plazo que se reduce a 4 horas con una conexión GreenUp y a 1:45 horas, con una Wallbox de 32 A dotado de cargador de 7,4 kW. El sistema se gobierna de forma sencilla e incluso se puede consultar y programar la recarga desde la aplicación MyPeugeot en el teléfono.

Y a la hora de salir de viaje, ofrecen una autonomía similar a la de un coche gasolina o diésel; sin la necesidad de planificar la ruta para realizar una recarga.

3. DISFRUTAR DE LA CONDUCCIÓN “CLÁSICA”

Los híbridos enchufables también permiten disfrutar de las sensaciones clásicas que ofrece un coche con motor de combustión y caja de cambios. Y no solo eso: el aporte extra de energía que proporciona el motor eléctrico (de 81 kW en los Peugeot 3008 HYBRID, 508 HYBRID y 508 SW HYBRID, y con 83 kW adicionales en el eje trasero en el Peugeot 3008 HYBRID4) los llena de empuje y hace más rápida la respuesta al acelerador. Eso sí, cuando la batería se agota regresamos a la entrega de potencia normal del motor de gasolina de 180 CV (133 kW).

La caja de cambios también incluye mucho en la sensación clásica de conducción: el cambio automático de ocho velocidades de los híbridos de Peugeot tiene levas en volante para accionar las marchas de forma manual.

4. MUCHOS COCHES A LA CARTA

Peugeot ofrece un sofisticado y completo dispositivo de control electrónico que brinda al conductor la posibilidad de disfrutar de diferentes caracteres en el mismo coche.

El modo Electric es 100% eléctrico y permite aprovechar plenamente el confort y el placer de circular en un silencio absoluto. El modo HYBRID la electrónica gestiona automáticamente el conjunto del sistema para elegir la mejor solución posible en función del estado de carga de la batería y los requerimientos del conductor. El modo SPORT saca el máximo partido a la potencia de ambos motores. Con el SUV PEUGEOT 3008 HYBRID4 la potencia máxima combinada puede alcanzar hasta 300 CV. Además, este modelo dispone de un modo 4WD, en el que el motor del eje envía potencia a las ruedas traseras para mejorar la motricidad en terrenos complicados. Por último, el Peugeot 509 HYBRID también dispone de un modo Confort, que combina el modo HYBRID y el confort de la suspensión asistida.

Además, estos modelos disponen de la función e-SAVE, que permite conservar la carga de la batería para poder utilizarla en otro momento (por ejemplo, cuando lleguemos a la ciudad).

5. TE LLEVA A UNA CONDUCCIÓN MÁS SOSTENIBLE Y CUIDADOSA

Aunque en menor medida que los eléctricos, los híbridos también nos “empujan” a realizar una conducción más eficiente. La mentalidad del usuario de ser lo menos dañino posible con el medio ambiente, así como de conseguir la mayor autonomía eléctrica, hacen que la generación de conductores de coches híbridos enchufables sean más cuidadosos y amables al volante. Esta realidad de comportamiento se transmite también por el confort y la suavidad con la que se desplaza en automóvil, en particular en su fase eléctrica. Esta es una de las bendiciones adicionales a la ecología que han aportado, y es que la gran mayoría de los usuarios adoptan costumbres de conducción mucho más ecológicas, civilizadas y amables.

6. LAS VENTAJAS DE LA CONECTIVIDAD

La gama híbrida enchufable de Peugeot permite disfrutar de las ventajas que porta la conectividad. Peugeot facilita la tarea de encontrar puntos de recarga y poder pagar en ellos con la app ChargeMyCar de Free2MovemServices, que localiza los puntos de carga disponibles y compatibles con tu vehículo, te guía hacia ellos, organiza itinerarios y hace un seguimiento de tu consumo; ya sea desde un smartphone o en la pantalla del coche. Este servicio también ofrece una tarjeta de pago única y una solución de acceso universal para recargar tu coche eléctrico en la mayor red europea de puntos de carga (actualmente, más de 130.000 en Europa). Además, la App MyPeugeot permite consultar a distancia la carga disponible y a continuación localizar los puntos de recarga en nuestro camino.


Redes Sociales

PUBLICIDAD PUNTO WEB STUDIO

Catalogo Web Feed